Todo lo que debes saber sobre el nacimiento de tu bebé

Todo lo que debes saber sobre el nacimiento de tu bebé

Todo lo que debes saber sobre el nacimiento de tu bebé

Todo lo que debes saber sobre el nacimiento de tu bebé

El nacimiento es definido como el proceso fisiológico con el que la mujer finaliza su gestación a término, esto se da entre las 37 y las 42 semanas cumplidas. 

Su inicio es espontáneo y garantiza el paso del recién nacido a través del canal del parto, desde el útero materno hasta el exterior, gracias a las contracciones uterinas y a poderosas contracciones abdominales o pujos maternos que lo impulsan lenta y progresivamente en el descenso por el canal. Pero también el nacimiento puede definirse como el proceso de extracción del bebé desde el útero a través de un procedimiento quirúrgico abdominal conocido como cesárea. 

La evolución del parto está influida por factores: 

Bullet Biológicos propios de cada mujer y bebé

Bullet Psicológicos

Bullet Culturales

Bullet Ambientales

 

La mayoría de las mujeres sanas, con la atención y apoyo adecuados y con un mínimo de procedimientos médicos pueden dar a luz sin poner en riesgo su seguridad o la de su bebé. 

 

 

Es importante tener en cuenta algunas de las características del bebé durante este proceso del nacimiento: 

  En la vida uterina el bebé está inmerso en el líquido amniótico, este es un fluido tibio de temperatura constante entre 36 y 37°C que lo protege, amortigua y llena su vía respiratoria.  

 Mientras el bebé está en el útero y durante su paso por el canal del parto no hay respiración, pues el oxígeno lo toma de la sangre materna a través de la placenta y el cordón umbilical, por eso es importante que la madre este muy bien oxigenada y que la placenta no sufra ningún desprendimiento y el cordón umbilical no sufra ningún tipo de obstrucción para que el corazón y la circulación del bebé se mantengan en muy buenas condiciones. 

 El canal del parto es estrecho, esto debido a la forma de la pelvis materna así que el bebé sufrirá una presión en su cuerpo que al momento en el que asoma su cabeza y sale del canal le permite evacuar el líquido que hay en la vía respiratoria para empezar a tomar el oxígeno del aire por sus propios medios. 

 Está presión y estrechez del canal también se transmite al cráneo cuyos huesos no están fusionados y tanto ellos como el mismo cerebro del bebé deben sufrir un proceso de acomodación, deformación y moldeamiento que permita cruzar el canal sin sufrir ningún daño. 

 Todos estos cambios en el cuerpo del bebé lo preparan desde el punto de vista físico y hormonal para enfrentar el cambio del medio intrauterino al medio extrauterino. 

 Cuando el nacimiento se da por cesárea algunos de estos procesos no se dan, lo cual puede generar luego dificultades de adaptación desde el punto de vista respiratorio en él bebé pues como no se da la presión del canal y las contracciones sobre su tórax el líquido que hay en los pulmones no se expulsa completamente. 

 Desde el punto de vista emocional y afectivo el nacimiento es ese primer contacto directo cara a cara entre la madre y su bebé en el cual se genera un profundo impacto en ambos que perdurará para el resto de sus vidas. Es por esto que debe darse en un ambiente íntimo, cálido y amoroso, idealmente con la presencia del padre o ese acompañante significativo que la madre elija. 

 

Aprobado por: 

Fuentes de información:

Dejar un comentario

* Necesario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados